OPINIÓN «EL RUISEÑOR», Kristin Hannah


SINOPSIS

Francia, 1939. En el tranquilo pueblo de Carriveau, Vianne Mauriac se despide de su marido, Antoine, que debe marchar al frente. Ella no cree que los nazis vayan a invadir Francia, pero lo hacen, con batallones de soldados marchando por las calles, con caravanas de camiones y tanques, con aviones que llenan los cielos y lanzan bombas sobre los inocentes. Cuando un capitán alemán requisa la casa de Vianne, ella y su hija deben convivir con el enemigo o arriesgarse a perderlo todo. Sin comida ni dinero ni esperanza, Vianne se ve obligada a tomar decisiones cada vez más difíciles para sobrevivir.

La hermana de Vianne, Isabelle, es una joven rebelde de dieciocho años que busca un propósito para su vida con toda la temeraria pasión de la juventud. Mientras miles de parisinos escapan de la ciudad ante la inminente llegada de los alemanes, Isabelle se encuentra con Gaëton, un partisano que cree que los franceses pueden luchar contra los nazis desde dentro de Francia. Isabelle se enamora completamente pero, tras sentirse traicionada, decide unirse a la Resistencia. Sin detenerse nunca para mirar atrás, Isabelle arriesgará su vida una y otra vez para salvar a otros.

En el amor descubrimos quiénes queremos ser. En la guerra descubrimos quiénes somos en realidad.

MI OPINIÓN

Leer a Kristin Hannah es un maravilloso masoquismo. Ella sabe atraparte en la historia aun a sabiendas de que te romperás el corazón. Este es mi segundo encuentro con su pluma y para nada he descartado leerla una tercera vez.

«El ruiseñor» es una historia que habla del amor en medio de la guerra, y lo más interesante es que habla de un amor general, es decir, amor a la familia, a los amigos, a la tierra, a la pareja. Lo que hace que uno como lector quiera muchísimo a los personajes y sufra terriblemente con lo que les sucede.

Nuestras principales protagonistas son dos hermanas, Vianne (hermana mayor) e Isabelle (hermana menor). Ellas, siendo polos opuestos, deben enfrentarse a la crueldad de una guerra, que como cualquier guerra, solo trae sufrimiento y muerte. En medio de una Francia ocupada por el ejército Nazi, Vianne es obligada a convivir con el enemigo mientras que Isabelle lucha en contra de él.

La historia de cada una de las hermanas nos cautiva en una conmovedora lucha de resistencia y superación pero de formas distintas. Mientras que Vianne se queda en su hogar al cuidado de su hija y esperando a su esposo regresar de la guerra, viviendo las peripecias de la escasez de alimentos e intentando sobrevivir a ellas sin un hombre a su lado, Isabelle se involucra en la guerra para luchar a su manera en contra de los nazis.

Pero mi intención no es contarles toda la historia sino contarles mis sensaciones e impresiones con ella, y es lo que haré.

«El ruiseñor» me rompió el corazón de tantas maneras que jamás volveré a ser la misma después de haberlo leído. Iba por sus páginas con el desespero de quien de pronto necesita saber la razón de su vida. Como quien se apresura a descubrir el final que ya es evidente pero lo intenta porque le parece imposible tanta injusticia y tanta tristeza. Este libro es un libro que no puedo ni podré superar. Es una historia que habla de la valentía de las mujeres en la guerra. Es una historia que visibiliza el papel de muchas mujeres en una guerra que solo los hombres se dieron crédito. El corazón que la autora depositó en cada palabra es innegable, a tal punto, que duele.

Los giros de la novela me sorprendieron, fueron inesperados, lo que para mí fue un gran punto a favor. La construcción de cada personaje, el hilo que se fue tejiendo entre cada uno, y el argumento que los acompañaba, todo, absolutamente todo, maravilloso.

Tenía este libro desde hace unos seis meses y aunque sé que lo he dicho antes con otras historias, me arrepiento de no haberla leído mucho antes.

Si te gustan las novelas de ficción histórica, y si te gusta el tema de la segunda guerra mundial, sin duda alguna «El ruiseñor» es un libro que mereces y necesitas leer.

Acerca de Jarhat Pacheco

Joven escritora colombiana.

No olvides comentar...

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.